Uncategorized

¡Una herramienta para estos tiempos!

Familias Que Transforman

Hoy mFoto Profilee lanzo con algo de timidez pero con mucha determinación al mundo del “blog”. Con la certeza de que es una herramienta que Dios ha puesto en nuestras manos para proclamar su palabra, las verdades bíblicas que son eternas y que no cambian y para sobre todo, seguir luchando a favor de una familia sana, firme y como Dios la instituyo: entre un hombre y una mujer.

Ante la decisión de la Corte Suprema de los Estados Unidos de imponer el matrimonio entre parejas del mismo sexo como un derecho constitucional, y la realidad de que ya el respeto al patrimonio cristiano americano y a nuestro Creador en la cual se fundo la Declaración de Independencia, es algo del pasado, tenemos que reafirmar en qué creemos y por qué lo creemos.

También, tenemos que hacer gestiones para proteger nuestras libertades religiosas. Ya no podemos continuar pensando que somos…

Ver la entrada original 186 palabras más

Estándar
Uncategorized

“En el horno de fuego” #Ameccda #PRNuestroReto

Blog Palabras del Corazón de nuestros Pastores inspiradas por Dios

“16 Sadrac, Mesac y Abed-nego respondieron al rey Nabucodonosor, diciendo: No es necesario que te respondamos sobre este asunto. 17He aquí nuestro Dios a quien servimos puede librarnos del horno de fuego ardiendo; y de tu mano, oh rey, nos librará. 18Y si no, sepas, oh rey, que no serviremos a tus dioses,ni tampoco adoraremos la estatua que has levantado.” (Dan 3:16-18)

La decisión del Tribunal Supremo de los Estados Unidos en el caso de Obergefell vs Hodges es sin duda alguna uno de los eventos más tristes y nefastos de la historia reciente. Esta decisión, que legaliza los matrimonios entre las personas del mismo sexo, coloca nuestra nación en las mismas dimensiones y escenarios de los Imperios Babilónicos, Persas, Griegos y Romanos. Todos estos imperios desaparecieron y solo los conocemos estudiando la historia.

Sin embargo, la Iglesia no debe perder la objetividad profética e institucional que Dios le ha…

Ver la entrada original 625 palabras más

Estándar